Crononautismo: Viajeros del tiempo memorables parte 2 de 2

Si Harry Potter nos plantea un escenario alegre, pero con implicaciones brutalmente pesimistas con sus viajes en el (gira)tiempo, Re: Another Life from Zero hace lo opuesto: nos plantea una historia dura y triste pero esperanzadora.

La historia de Natsuki Subaru es quizá una de las más trágicas del anime contemporáneo. Este nini hikikomori es teletransportado a un mundo de fantasía después de haber hecho sus compras nocturnas. Ahí conoce a Emilia, quien lo salva de unos matones genéricos. Por alguna razón (en, serio, no queda claro) Subaru se obsesiona con Emilia (quien curiosamente se parece a la bruja de los celos) y comienza a seguirla para ayudarla (stalker detected!).

Hacia el final del primer capítulo (que está en dos partes), Subaru descubre que tiene un poder que él llama “regreso de la muerte”, el cual le permite volver a un punto específico en el tiempo cada vez que muere. A partir de ahí uno pensaría que tiene la vida resuelta: sólo necesita morir para poder rehacerlo todo, como en un videojuego, ¿no? Respawn y ya.

Pues no, no es nada así. Re: Zero deconstruye precisamente esta idea. En la segunda temporada, Echidna, la bruja de la codicia, plantea una cuestión importante que se aborda durante toda la primera temporada de la serie: el hecho de morir es inevitable y doloroso pero, ¿puede la psique humana resistir tantas vidas alternas?

Más que una aventura, Re: Zero es la tragedia de Subaru, un adolescente que había perdido el sentido de su vida en el mundo humano y que recibe la oportunidad de resignificarla en el nuevo universo al que llega. Decide tomar esa oportunidad y, como se supone que debe pasar en todos los isekai, Subaru se cree el protagonista y héroe de la historia que comienza.

Natsuki tendrá que experimentar muchos finales trágicos y la muerte de sus seres queridos en incontables ocasiones antes de hallar la ruta correcta para que todos sobrevivan. Claro, si no muere en el momento preciso, puede sellar un destino indeseable y tampoco queda muy claro cada cuanto se cambia su checkpoint.

A pesar de este escenario completamente oscuro (y vaya que la serie se oscurece conforme avanza), tal como Echidna le dice durante sus fiestas del té, existe la posibilidad de vivirlo todo y de saberlo todo y, aún más importante, de rehacerlo todo. En efecto, Subaru puede recorrer el camino cuantas veces sea necesarias para obtener el resultado deseado (de allí, tal vez, que sea el apóstol de la codicia), pero el precio es poner en juego su propia cordura, ¿en realidad lo vale?

Esperanzadoramente, Re: Zero nos dice que sí hay opción de cambiar el mundo (sin necesidad de incurrir en el paradigma de Volver al futuro de líneas temporales alternas), sin embargo el precio parece demasiado alto, ¿tendrías la voluntad suficiente de encarar millones de destinos fatales antes de llegar a uno medianamente aceptable? Cuéntanos, ¿qué harías si pudieras volver en el tiempo?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Gablot

Username: Gablot

Gilberto A. Nava, “Gablot” (México, D.F. 1990). Estudió Letras Hispánicas (FFyL/UNAM). Como poeta es un excelente cuentista. Pambolero por herencia genética y cruzazulino por resignación; fanático de Zelda, entrenador Pokémon por las noches. Pierde la mitad del día jugando MTGA. Ha colaborado en Atómix, Penumbria, Punto en línea, Marabunta y Cuadrivio. También participó en la antología Telescopio (Fractal Editores, 2013). Mantiene el blog "Infernáculo".

Visita su blog y síguelo en redes sociales:

Sigue nuestras redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *